130 familias de Isla Santa María podrán optar a Programa de Habitabilidad Rural

Publicado el:12 de ene del 2016

Tanto en Puerto Sur como en Puerto Norte las familias de la Isla Santa María se encuentran esperanzadas en poder obtener una vivienda nueva o mejorar y ampliar la casa que actualmente habitan. Estos anhelados proyectos podrían concretarse gracias al nuevo e inédito Programa de Habitabilidad Rural que impulsa el Ministerio de Vivienda y Urbanismo.

Isla Santa María
.- En dos encuentros con la comunidad isleña, funcionarios de la seremi de Vivienda y Urbanismo de Biobío dieron a conocer las características y beneficios de este nuevo plan que busca mejorar las condiciones de habitabilidad de las familias que viven en zonas rurales y urbanas de menos de 5 mil habitantes.

En forma preliminar, en la Isla Santa María son factibles de postular al subsidio 130 familias, 80 de ellas a construcción de vivienda nueva en sitio propio y 50 a mejoramiento o ampliación del hogar. Lo llamativo del programa es que el trabajo de diseño de la vivienda busca resaltar la arquitectura y costumbres locales respondiendo a la forma de habitar de los isleños.



“Por sus características de zona aislada la Isla Santa María es una de las prioridades territoriales de nuestro ministerio y buscamos ir en apoyo de cientos de familias que requieren una vivienda nueva o bien, mejorar o ampliar el hogar que poseen. Queremos que los proyectos reflejen la identidad y patrimonio arquitectónico que se inscribe en el concepto de Biociudades en el que estamos trabajando para establecer, a través de nuestros programas, una línea de desarrollo con pertinencia. El sello de este programa es que una vez que se entrega el subsidio, las familias participan del diseño del proyecto, junto a la egis, para determinar en conjunto la vivienda que necesitan destacando en ella aspectos identitarios del lugar y que reflejen el sentido de arraigo”, aseguró el seremi de Vivienda y Urbanismo de la Región, Jaime Arévalo.

El proyecto considera un subsidio base de 500 a 570 UF, incrementado por condiciones especiales como aislamiento territorial, mejoramiento del terreno, solución sanitaria o energéticas, arquitectura con pertinencia local discapacidad, beneficio que podría aumentar el subsidio por sobre las 900 UF. El proceso de postulación al Programa de Habitabilidad Rural se realizará el primer trimestre de 2016. Si se logra adjudicar los subsidios para la isla se podrían iniciar obras el 2017.

Volver